domingo, 25 de mayo de 2008

La puñalada final

Las malditas llaves agujerearon el ultimo destello de esperanza, la idea de paz ya no parece viable... Solo queda aguantar... acostumbrarse a morir cada día, y renacer dolorosamente una y otra vez. Sera el ultimo? Sera realmente el final?
Dios aprieta pero no ahorca... Por que no? Por que no puede ser blanco o negro?
La música vuelve... grita, desentona, llora, jadea, se canta a su esencia, se canta en la ausencia, se canta en las tardes amarillas, en las noches frías, en los interminables minutos de vació... se canta en los mas oscuros pasadizos de esa arboladura de silencios.
La muerte sobrevuela la escena...sabe que no es su momento, pero disfruta la desmescla. Disfruta ver esas llaves clavandose lentamente en su pecho, disfruta verlas enterradas ahi. Van Gogh tuvo su bala, ella tiene sus llaves. Suicidio lento, muy lento... no intencionado, pero suicidio al fin.
Las llaves se rien desde la mesa, se rien a carcajadas. Le ganaron. Las fotos no pudieron, los rasguños tampoco. El dvd presto buena batalla, al igual que las llamadas, que la tarjeta. Pero las llaves se consagraron. Y se rien triunfantes, se burlan.
La musica es solo un consuelo, es el recuerdo de que fue real, de que no fue su imaginación. Paso, fue real. Pero no hay forma de recordarselo al tigre, la amnesia se apodero de el. Las ultimas manchas no sabe cuando aparecieron. Ni idea tiene de los meses vividos.
Tiene suerte. Que complicado es ser, la neurosis se vuelve casi insoportable. Ese maldito espiral del tiempo, que juega malas pasadas. Ella sigue cayendo en la melancolia de la memoria, se ahoga en ella, traga agua, mucha. Prueba los tragos mas amargos de su vida. Malditos respiros que la mantienen viva, adormecida, como dopada... pero viva.
De a ratos el mar se calma, y hasta consigue sonreir, solo un rato.
Las llaves se rien en su cabeza, se repiten las escenas una y otra vez, la torturan. Mientras tanto, ella espera algun principe que la rescate, o quien sea, ya no le importan los detalles, si no es Gabriel da lo mismo. Cualquiera que le limpie la cabeza, que le cure el corazón...ya no pide pasion, ni siquiera gran amor, no pide comprension, ni conexióm, solo paz...

1 comentario:

mick dijo...

Un clavo no saca a otro.
Y vos no te mereces cualquier cosa.